Que ver en Comillas en un dia

martes, 1 de septiembre de 2015


La villa de Comillas, situada a 47 km de Santander, es una visita imprescindible si vas a realizar un viaje por Cantabria. Sus calles empedradas, sus casonas y palacios perfectamente cuidados y los bellos paisajes verdes, hacen de Comillas, un lugar ideal para visitarlo.



Para llegar hasta Comillas, desde Santillana del Mar donde nos alojamos, cogimos el servicio de autobuses La Cantabrica. El billete es barato, ya que apenas hay media hora de camino.

Al llegar a Comillas, paramos junto a una gran explanada verde en la que se alzaba el Palacio de Sobrellano. Sin duda, no hay mejores primeras vistas de la villa.


Iniciamos nuestro recorrido hacia en centro urbano, camino a la Plaza donde se encuentra el Ayuntamiento y la Fuente de los Tres Caños en el centro. rodeada por un conjunto de casas solanas que contrastan con el estilo modernista de la fuente, otorgando a la plaza un estilo único.


Salimos de la plaza, para dirigirnos al parque principal de Comillas, rodeado por una pequeña muralla de piedra. Adentrándose en él, visitaremos dos de los monumentos mas importantes de Comillas, el Capricho de Gaudi y el Palacio de Sobrellanos
La primera parada se realiza en el Capricho. Construido entre 1883 y 1885 por Antonio Gaudi, a encargo del marques de Comillas, que quería una casa de verano. Como dato curioso, destacar que esta construcción fue la primera de sus obras, a partir de la cual, desarrollo Gaudi ese estilo tan modernista que acompaño a sus posteriores obras, como el Parque Güell.



Continuando el paseo por el parque, llegamos al Palacio de Sobrellano. Este imponente Palacio, junto a la capilla-panteón, fueron otro de los encargos de Antonio Lopez Lopez, marques de Comillas. Esta joya arquitectónica combina el estilo neogótico con muestras de modernismo.
La visita al Palacio es guiada, por lo que podréis conocer toda la historia que rodea al edificio, y apreciar la belleza de su interior. Los arcos decorados, los muebles artesanales de madera que componen las estancias, hacen de su visita un agradable y recomendado recorrido.



Para terminar la visita, no podéis olvidaros de recorrer la muralla que rodea el Palacio, ya que podéis tomar unas preciosas vistas paronamicas de la villa de Comillas.




Desde aquí, nos dirigiremos a la parte alta de Comillas, donde predomina en lo alto de la colina, la Universidad Pontificia. Rodeados de extensos prados verdes, se otea en el horizonte el mar Cantábrico y las playas mas próximas a Comillas. 



Os recomendamos dar un paseo tranquilo por esta zona verde, donde se respira tranquilidad en el ambiente. Llegaremos al Parque Güell y Martos, donde se encuentran los últimos monumentos importantes de la villa. 
En lo alto del parque, y rodeado de una muralla de piedra y arboles, encontraremos la Casa del Duque, Construida en 1896, este edificio de estilo rustico y arquitectura inglesa, se alza sobre el parque, destacando como ningún otro edificio de la zona. 


Junto a la Casa del Duque, se encuentra el cementerio de Comillas. Situado en las ruinas de un antiguo monasterio gótico, domina su entrada principal la escultura de el Ángel Exterminador.


Terminamos nuestro paseo por el Parque Güell, subiendo una colina en la cual, las vistas de la villa de Comillas y del mar, permiten tomar unas preciosas fotografías de la zona. Por ello, en 1980, se erigió una enorme escultura en honor del Marques de Comillas.  


Para finalizar el recorrido, paseamos por las calles del centro de Comillas, camino a la parada del autobús que nos devolvería a Santillana del Mar.
Para mas información de Comillas, os dejamos el enlace de Turismo Comillas

No hay comentarios:

Publicar un comentario